Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Se incrementan las muertes maternas en Ayacucho

El último informe de la Estrategia Regional de Salud Sexual y Reproductiva (ESSR), en la región Ayacucho, señala que en el 2018 se han registrado nueve muertes maternas, una cifra superior al del año 2017. Asimismo, se precisa que del total de casos, cuatro están consideradas como muertes maternas indirectas y cinco directas.

Liz Gonzales Huayhua, responsable de la ESSR de la Dirección Regional de Salud de Ayacucho (DIRESA), lamentó el incremento de los casos de mujeres que mueren en el proceso del parto y explicó que el mayor nivel de incidencia de muertes maternas se han registrado en las zonas urbanas, las misma que debe servir como evidencia para prevenir casos futuros.

Asimismo, la funcionaria precisó que las muertes maternas indirectas ocurrieron por incompatibilidad pélvica, traumatismo abdominal, TBC  y cardiopatía crónica. De otro lado –explicó-  las muertes maternas directas ocurrieron por “sock help” no identificado oportunamente, así como sepsis, sock hipovolémico, aborto séptico y por embarazo ectópico complicado.

Celina Salcedo, ex presidenta del Instituto Regional de la Mujer Ayacuchana (IRMA), dijo que el análisis de los casos de muertes maternas registrados en el 2018 no sólo deberían desarrollarse a nivel de conclusiones médicas, sino también –precisa- analizar las causas subyacentes y ocultas que conllevaron a la muerte. “Tal como se está haciendo el análisis, no ayuda mucho a tener mejores conclusiones sobre la ocurrencia de muertes maternas. Aquí de lo que se trata es de encontrar elementos que permitan trabajar la prevención de las muertes maternas”, dijo.

Por su parte la vicepresidenta de la Federación Regional de Mujeres Indígenas de Ayacucho, Olga Calderón, manifestó que cada año ocurren muertes maternas en Ayacucho, pero que generalmente no se hace una investigación profunda sobre las responsabilidades del personal médico, pues en muchos casos, ocurren por presuntas negligencias.  

Las organizaciones de sociedad civil, luego de escuchar la presentación sobre las preocupantes cifras de mortandad, han planteado como agenda pendiente, trabajar acciones vinculadas al plan regional de prevención de muertes maternas de la región Ayacucho.