Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Ayacucho: Más de 30 millones en pérdida de cultivos por sequía y helada

Según los primeros reportes de la Dirección Regional Agraria de Ayacucho (DRAA), se calcula que la ausencia de lluvias y la inusual caída de heladas que se viene registrando en las últimas semanas en la región Ayacucho, ha dejado más de 30 millones de soles en pérdidas de cultivos. Asimismo se precisa que la afectación que ha dejado este fenómeno climatológico es de 1583 hectáreas de cultivos perdidos y 12830 hectáreas afectadas. Y se calcula que son más de 1200 las familias afectadas.

El Director Regional de Agricultura de Ayacucho, Pedro Rivera Cea, dijo que los cultivos afectados en la zona centro y norte de Ayacucho son la quinua, papa, maíz y alverja, en una superficie de 1700 hectáreas. También informó que es necesario que el sector agrario sea declarado en emergencia para solicitar que el gobierno central y regional canalice presupuestos para atender a los afectados. “Estas afectaciones se deben al fenómeno de ‘veranillo’ y heladas que dañaron a los cultivos”, explicó Rivera.

De otro lado, funcionarios de la DRAA indicaron que para este viernes se debe tener consolidado el informe sobre las fichas de Evaluación de Daños y Necesidades (EDAN), las mismas que serán enviadas al Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI) para que se habilite un presupuesto que permita afrontar las emergencias.

También se informó que hace algunos días, a través del oficio Nº 353–2018, los titulares de las direcciones sectoriales de agricultura de las regiones de Apurímac, Ayacucho, Huancavelica, Ica y Junín ya han solicitado al Ministerio de Agricultura y Riego gestionar los recursos ante el Programa Presupuestal 068 y del Fondo de Contingencia en la modalidad de crédito suplementario para atender a los más de 1200 familias afectadas en Ayacucho.

Las autoridades distritales de Chiara, Acocro, Morchucos y otros afectados de la provincia de Huamanga y Cangallo mencionaron que a diario los sembríos son destruidos por efectos de las heladas y sequías. Informaron que este problema climatológico también afecta a la ganadería, porque los pastos han sido dañados,  así como las fuentes de agua para consumo humano, lo que ha generado una pérdida de entre 40 a 50 % de los cultivos como el maíz amiláceo, quinua, papa, haba, y forrajes.